Inicio » Utilisima manualidades » Silla reciclada Utilísima

Silla reciclada Utilísima

Tienes sillas viejas y no sabes que hacer con ellas, en Utilísima hoy te enseñamos a realizar una silla reciclada, para que vuelvas a darle uso y la disfrutes en cualquier lugar de tu casa; de forma simple y sencilla con pocos materiales. Toma nota, y a poner manos a la obra.

Silla reciclada Utilísima

Silla reciclada Utilísima, Materiales

Muchas veces en casa se van rompiendo los tapizados de las sillas, se quiebran las patas, o simplemente nos aburren porque ya están viejas, pero no hay porque tirarlas, con pocos materiales y un poco de ingenio te proponemos realizar una Silla reciclada Utilísima, y renovar con color esas piezas que ya no utilizamos.

Para realizar esta Silla reciclada Utilísima, vamos a necesitar los siguientes materiales:

  • Silla de madera en desuso
  • Base para silla o sillón giratorios
  • Tornillos
  • Pintura acrílica, turquesa, verde manzana, blanco
  • Papel Lija
  • Pintura en aerosol negro mate
  • Trapo rejilla
  • Liencillo

Silla reciclada Utilísima, procedimiento paso a paso

Vamos a comenzar cortando las patas de nuestra silla para reciclar. Lijar cuidadosamente para que toda la pieza nos quede bien limpia y pareja.

Paso siguiente, mediante 4 tornillos, atracar la base giratoria, (si tenemos algún sillón o silla de escritorio en casa, podemos utilizarla). Importante colocar ésta pieza, bien en el centro del asiento de nuestra silla, para que luego se mantenga estable.

Una vez que hemos adosado la base giratoria en la parte inferior, pintar toda la silla con acrílico blanco, daremos dos manos, dejando secar muy bien entre una y otra.

Lijar nuevamente, una vez que ha secado la pintura. Se puede realizar un decapado en el caso que gustemos que se vea la pintura anterior.

A parte pintaremos las rueditas de la silla con aerosol negro mate.

Tomamos las medidas del asiento de nuestra silla, y con el liencillo, cortamos dos veces, el tamaño de la base, para realizar un amohadón. Antes de coser y rellenar, podemos darle un toque bien personal, utilizando los acrílicos. En éste caso la elección del diseño es libre, enmascaramos con cinta de papel, y pintamos rayas en turquesa, en verde manzana, y vamos combinando hasta obtener un tapizado a rayas que sea de nuestro gusto.

Dejar secar. Coser el almohadón y rellenar.

Realizar borlas con el trapo rejilla, y colocar una en cada esquina de nuestro almohadón.

Montar sobre el asiento de nuestra silla, y a disfrutarlo.

Los colores utilizados en ésta manualidad, son referentes, puedes elegir aquellos que mejor se adapten a la decoración de tu hogar, en incluso realizar el almohadón, con retazos de otros géneros que hayas utilizado, para decorar los sillones de tu casa.

4 comments

  1. Me encaantó, las sillas antiguas son muy fuertes, vale la pena rescatarlas.

  2. Me gustan mucho las buenas ideas que enconré aquí, me ayudan mucho a mejorar mis cosas y las recetas son deliciosas, a mis hijos les encanta. Gracias por ayudarnos a todas las amas de casa.

  3. una idea muy buena para las que tenemos muebles y queremos darles otra carita gracias

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.